De nuevo a la vida

En el día de ayer compartimos un artículo donde hablamos sobre la gracia y la misericordia de Dios que experimentamos en medio de las situaciones difíciles, al final motivamos a que nos contaran su testimonio, que compartieran con nosotras la manera providencial en la que Dios ha intervenido en sus vidas.

Hoy queremos compartir con todas ustedes el testimonio de Elizabeth Reyes, ella es una joven que ama a Dios con todo su corazón, es líder juvenil en su congregación. Nació en una familia cristiana y fue instruida en los caminos del Señor, pero acepto a Dios como su único salvador a la edad de 12 años, desde entonces ha servido con gran regocijo a nuestro Padre Celestial.

Elizabeth quiere contarnos su historia y con ello motivarnos y ayudarnos a creer en el Poder de Dios.

Porque tú formaste mis entrañas; Tú me hiciste en el vientre de mi madre. Te alabaré; porque formidables, maravillosas son tus obras; estoy maravillado, y mi alma lo sabe muy bien. No fue encubierto de ti mi cuerpo, bien que en oculto fui formado, y entretejido en lo más profundo de la tierra. Mi embrión vieron tus ojos, y en tu libro estaban escritas todas aquellas cosas que fueron luego formadas, sin faltar una de ellas. (Salmos 139:13-16)

Nací asfixiada (muerta) el cordón umbilical estaba alrededor de mi cuello, los doctores debían realizar una cesárea, pero en su lugar hicieron un parto normal y mientras esto sucedía sin percatarse halaron el cordón haciendo que este apretara aún más mi cuello y esto hizo que me asfixiara.

Nací totalmente sin vida pero Dios había puesto el sentir en los doctores de no darme por muerta si no que hicieron todo lo que estaba en sus manos.

Me cuenta mi madre que al recibir la noticia subió a una habitación a hablar con Dios y a entregarme en sus manos, ella confiaba plenamente en Dios y sabía que  solo Él podía hacer un milagro, un milagro que ella necesitaba. La iglesia y mis familiares se mantuvieron orando constantemente por ese milagro. Y todo lo que pidáis en oración, creyendo, lo recibiréis (Mateo 21:22). Ellos creían en estas palabras. Y el Señor hizo el milagro.

Gracias a Dios estoy aquí totalmente sana. Los doctores le habían dicho a mi madre que podría tener problemas de aprendizaje y  tuve un tiempo donde no asimilaba de manera eficaz las clases esto me generaba frustración, mucha tristeza e inferioridad, pero el Señor sabía muy bien los planes que tenía para mí, ¨Porque yo sé los planes que tengo para vosotros –declara el SEÑOR– planes de bienestar y no de calamidad, para daros un futuro y una esperanza¨ (Jeremías 29:11).

Dios fue mi fortaleza, mi ayuda, mi refugio, mi pronto auxilio. Nunca me di por vencida, nunca desistí, varias veces decaía en los estudios pero me levantaba con nuevas fuerzas. Gracias a la misericordia de Dios muy pronto terminare mis estudios en Psicología Clínica. ¡Dios es fiel!

74161396-8380-4996-9ede-fc4330bba9c8

Querida amiga, no te rindas, solo esfuérzate y se muy muy valiente porque Dios estará contigo.

Al igual que conmigo, Dios puede hacer un milagro en tu vida.  Quizás estés pasando por momentos difíciles pero pon tu confianza en Él, así como estuvo con Moisés para que liberara al pueblo de Israel de las manos de faraón,  así como estuvo con David en esos momentos cuando Saúl quiso matarlo, así como estuvo con Esther cuando fue a interceder ante el rey por su pueblo, así como estuvo con todas esas personas y que al igual que nosotros pasaron momento difíciles y duros, de esa misma manera estará con nosotras.

Quiero motivarlas a confiar en Dios en todo momento, a entender que aún hay esperanza para nosotras y sobre todo debemos persistir en la oración, creyendo que Dios hará su perfecta voluntad en nuestras vidas.

Compártenos tu historia y edifica a otras chicas que se encuentren en situaciones similares a las tuyas.

Escrito por

Sierva de Cristo. Esposa de Jose Chanel Leonardo. Miembro activo de la Iglesia del Nazareno Visión Celestial, maestra de niños y líder juvenil. Sirvo en el Atelier como Escritora. Psicóloga Educativa de profesión y laboro en Compassion International. ​​​

Un comentario sobre “De nuevo a la vida

  1. Cuando contamos los milagros que Dios ha hecho en nustras vidas, edificamos a otr@s y sobre todo mostramos y testificamos del poder glorioso que tiene nuestro Padre Celestial. #DeMuerteAVida #CuentaTuHistoria #CuentaTuMilagro

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.