Promoviendo la Masculinidad Biblica

¡Cuanto podemos aprender de Debora! Ella fue el instrumento usado por Dios para levantar el liderazgo masculino en ese momento de la historia en Israel. Este pasaje nos enseña que Dios se place de los instrumentos que menos esperamos para alcanzar Sus propósitos. Los Israelitas jamas se imaginaron que Dios usaría a una mujer para ocupar una posición de tanta influencia.

Hoy continuamos a partir del versículo 8:

Le respondió Barac: Si tú vas conmigo, yo iré; pero si no vas conmigo, no iré.

No sabemos exactamente la razón por la cual Barac quería que Débora le acompañara, probablemente quería que la presencia de Dios estuviera con él en la batalla, y él sabía que Débora era una mujer de Fe y que Dios estaba con ella.

Y ella dijo: Ciertamente iré contigo; sin embargo, el honor no será tuyo en la jornada que vas a emprender, porque el Señor venderá a Sísara en manos de una mujer. Entonces Débora se levantó y fue con Barac a Cedes. (v.9)

Barac tal vez pensó que esta mujer a quien Débora se refería era ella misma, pero la victoria fue de Jael, ella aparece al final de la historia, Débora estaba hablando proféticamente de Jael. Luego Débora se levanta y sale desde el Sur donde ella vivía al Norte para acompañar a Barac a su tierra natal.

Y Barac convocó a Zabulón y a Neftalí en Cedes, y subieron con él diez mil hombres; Débora también subió con él. (v.10)

Débora se involucró, salió de su zona de confort donde estaba a salvo, ella vivía lejos de la batalla, pero ella fue, subió con Barac porque allí era donde Dios la quería para cumplir Su propósito.

Los versículos 12 al 16 describen la manera en como Dios dio la victoria al pueblo de Israel derrotando al ejercito cananeo.

Avisaron a Sísara que Barac, hijo de Abinoam, había subido al monte Tabor. Y juntó Sísara todos sus carros, novecientos carros de hierro, y a todo el pueblo que estaba con él, desde Haroset-goim hasta el torrente Cisón. (vs. 12-13)

Entonces Débora dijo a Barac: ¡Levántate!, porque este es el día en que el Señor ha entregado a Sísara en tus manos; he aquí, el Señor ha salido delante de ti. Bajó, pues, Barac del monte Tabor seguido de diez mil hombres. (v.14)

Y el Señor derrotó a Sísara, con todos sus carros y todo su ejército, a filo de espada delante de Barac; y Sísara bajó de su carro, y huyó a pie. Mas Barac persiguió los carros y el ejército hasta Haroset-goim, y todo el ejército de Sísara cayó a filo de espada; no quedó ni uno. (vs. 15-16)

Aunque Débora está involucrada en la batalla, está desempeñando su rol de una manera femenina. Nancy Leigh DeMoss, en su Serie: Cuando los hombres no lideran menciona, que el hecho de que ella (Débora) tuviera la posición principal de influencia espiritual y liderazgo en la nación, era un signo del deterioro espiritual de la misma. Era una señal de la condición y de la necesidad espiritual del pueblo de Dios, tanto así, que no había un hombre que se levantara como líder, protector y proveedor, pero en lugar de ella dar órdenes a los hombres que estaban cerca, ella los está animando y está transmitiendo exclusivamente el mensaje que Dios le ha dado.

Claramente vemos que Débora está siguiendo las órdenes de Dios, ella no está tomando la iniciativa, pues su papel de profetiza y jueza fue otorgado por Dios. Ahora, según el ejemplo de Débora, ¿Podemos tomar este modelo para ejercer el liderazgo espiritual? La respuesta según las sagradas escrituras es NO, esta fue la voluntad de Dios, dentro de Sus propósitos eternos Dios tenia provisto que Débora ejerciera esta posición de influencia para ese momento especifico de la historia y de una manera femenina, con el fin de promover la masculinidad bíblica y levantar el liderazgo masculino.

Si te acercas a la palabra de Dios con un corazón sensible y enseñable, te darás cuenta que desde el Antiguo Testamento y hasta el Nuevo Testamento, el liderazgo espiritual ha sido otorgado a los hombres, es la voluntad de Dios que su rebaño sea guiado y pastoreado por hombres. Todos los sacerdotes del pueblo de Israel fueron hombres, todos los jueces a excepción de Débora fueron hombres, todos los reyes de Israel fueron hombres, todos los apóstoles escogidos por Jesús en Su ministerio en la tierra fueron hombres, los ancianos y pastores la Biblia declara que eran hombres.

Hoy día vemos a muchas mujeres, tanto jóvenes como adultas asumiendo posiciones dentro de la Iglesia que no le corresponden, muchas, muy bien preparadas que manejan con precisión las escrituras, pero esto debe ser una llamada de alerta ¿Dónde están los hombres? Hay muchas mujeres que se han visto obligadas a asumir ciertas responsabilidades porque no hay hombres que las hagan, sin embargo es importante recordar que la Iglesia es del Señor, y el proveerá de líderes masculinos a Su tiempo, mientras tanto nuestro papel como mujeres es orar, alentar, apoyar y promover la masculinidad bíblica.

El hecho de que a la mujer no le fue proporcionado el liderazgo espiritual, enseñar teología o doctrina dentro de la iglesia no significa que nuestro rol no sea importante, porque si lo es. Te animo a estudiar sobre el rol de la mujer de acuerdo a la Biblia, y recuerda que la Feminidad Bíblica está dentro del propósito de Dios para desplegar Su gloria. ¡Eres importante como mujer!

Regresa mañana que estaremos concluyendo este breve estudio sobre la vida de Débora y su liderazgo.

Te motivo a ir en oración ante Dios el padre, con un corazón abierto y sensible a Su palabra, pídele que te ayude a entender tu rol como mujer, a modelar una feminidad bíblica y a promover liderazgo piadoso en los hombres que te rodean. Si eres líder en tu congregación oramos para que Dios te de sabiduría y te permita hacerlo de una manera distintivamente femenina de manera que puedas animar a los chicos de tu alrededor a cumplir con el rol que le corresponde.

Para un estudio mucho más amplio sobre Débora y su liderazgo, te recomiendo la serie: Cuando los hombres no lideran, de Nancy Leigh DeMoss, publicada en Aviva Nuestros Corazones, veras varios detalles compartidos aquí.

Escrito por

Salva por gracia. Esposa de Josaphat Moreno. Colabora en El Atelier como escritora y editora de contenido. Ama trabajar con adolescentes y jóvenes compartiendo el mensaje de la verdadera feminidad, sexualidad, belleza e identidad en Cristo. ​​​​​​​

Un comentario sobre “Promoviendo la Masculinidad Biblica

  1. Reblogueó esto en El Ateliery comentado:

    Hoy continuamos leyendo Jueces 4, a partir del versículo 8.

    Que Debora tuviera la posición principal de influencia espiritual y liderazgo en la nación, era un signo del deterioro espiritual de la misma. Era una señal de la condición y de la necesidad espiritual del pueblo de Dios, tanto así, que no había un hombre que se levantara como líder, y Dios la uso como instrumento para promover la Masculinidad Bíblica.

    Acompañamos hoy y veamos juntas lo que dice la Biblia acerca del liderazgo espiritual femenino.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.